Local

Un llamado de alerta a los conductores

Ir circulando sin precaución alguna se suscitan muy a menudo los constantes choques

Mario Lara Franco

domingo, 10 octubre 2021 | 12:36

Buenos días estimados lectores, señores padres de familia. Señores, en esta ocasión les haré ver algo de lo que les he estado recomendando con mucha frecuencia, insistiendo que actúen con mucha precaución cuando van conduciendo, llámese automóvil o motocicleta. Por lo señalado, al ir circulando sin precaución alguna se suscitan muy a menudo los constantes choques, impactos contra los postes, las bardas, las casas uno que otro atropello a personas, con resultados desagradables. Por otro lado tenemos otra de las violaciones infalibles, la omisión de los altos y el exceso de velocidad que son muy frecuentes. Hablando de la omisión de un alto, fue la causa de que una vida se perdiera por falta de prudencia y precaución. Fue un accidente muy lamentable donde un joven conductor de una moto fue impactado fuertemente para salir volando y estrellar su cuerpo contra el pavimento, causándole lamentablemente la muerte. Lo anterior es dicho con todo el debido respeto, ya que mi intención al señalar este accidente es para que reflexionemos y nos quitemos esa venda de los ojos y nos demos cuenta que en lo que a vialidad se refiere andamos muy mal, hombres y mujeres nos conducimos sin respetar algunas reglas de tránsito y fíjense un detalle, es que tenemos mucha suerte en especial, las mujeres que por ir con el celular güiri güiri o con sus adorables cosméticos para darle otra imagen a su cara, ni cuenta se dan de que estuvieron a punto de ocasionar un choque y que gracias al otro conductor se evitó un accidente. Debido a esto, es mi insistencia de que se conduzcan por el camino correcto, hay mucho mueble, hay mucho peligro, por lo que se requiere manejar de la mano con la señora prudencia y la señora precaución, recuerden que de las bebidas embriagantes y el exceso de velocidad no se obtienen buenos resultados. Dicen que el que persevera alcanza, y es por eso que seguiré perseverando para ver si de perdido de cien personas, diez reflexionan y optan por conducirse por la vía correcta, me doy por bien servido, pero ustedes tienen la última palabra y recuerden que lo que escribo está basado en lo que oigo, en lo que veo y lo vivido, todo apegado a la realidad, aunque acá entre nos, como se los he hecho saber, hay mucho que decir, pero que no se puede decir, ahí está el detalle ¿se entendió o se los dejo de tarea?, al buen entendedor, pocas palabras. Ahora retomemos lo que corresponde a nuestro tema que viene señalando lo malo que somos para conducir y aparte la falta de respeto al reglamento de tránsito, que día con día son violentadas y que no se ve quien quiera ponerle un alto. Por parte de los automovilistas, hombres y mujeres, siguen exponiéndose a sufrir un accidente y en lo que corresponde a conductores jóvenes, pues a esos chavos no queda más que decirles en buena onda que no se aloquen y que tengan en cuenta que las bebidas embriagantes y la velocidad te van a provocar que te aceleres y te dará el valor para hacer cosas, acciones fuera de lo normal, las cuales te podrán ocasionar daños materiales y de paso poner en riesgo tu vida, piénsalo, tu tienes la decisión. Por último, un llamado a los padres de estos chavos, ojo, mucho ojo, no los pierdan de vista ¿se entendió?, yo creo que sí. Dándole la vuelta a la hoja, una vez más toquemos el tema del suicidio, el cual también amerita el seguir insistiendo a que reflexionen y se eviten darle solución a su problema sin importar la índole que sea. El salir por la puerta falsa, quitándose la vida, decisión sumamente inhumana, hay que saberla valorizar, es lo más preciado que se pueda tener, hay que disfrutarla con sus altas y sus bajas, enfócate en lo positivo, observa lo que te ofrece la naturaleza, convive con tu familia, con tus amistades y analiza tu problema con toda serenidad y búscale la mejor solución, si tu mal no tiene remedio para que te preocupas y si lo tiene, pues menos, es más importante tu vida que todo lo demás, porque vida hay solo una ¿voy bien o me regreso? Por último señores, les haré un breve comentario de un hecho muy lamentable que sucedió con nuestros vecinos de ciudad Juárez, y me refiero al horrendo crimen de una violación realizado por unos jovencitos de 14, 15 y 16 años, contra una menor de edad de 13 años y que fue víctima de unas bestias que se dejaron ir sobre su presa y que me perdonen las bestias por compararlas con estos jóvenes inhumanos, sin sentimientos, sin una chispita de consideración hacia su víctima. Ahora viene la pregunta del millón: ¿qué está pasando con nuestros jóvenes?, y me pregunto ¿en qué estado de ánimo se encontraban para cometer ese crimen, unos jóvenes que podrían estar en la escuela y si lo están con qué cara se presentarán y los padres que tipo de personas serán?, ¿les darán buena educación?, pues lo que sí se puede decir es que enfrentarán un gran problema con la gente que los rodea y principalmente con los padres de la víctima a quien les dejarán un trauma para toda la vida y a su familia. Por último, unas preguntas: ¿qué sucederá?, ¿qué ocasionará la legalización de la marihuana en nuestros jóvenes?, si con las bebidas embriagantes ya es suficiente para perder la cordura, que se puede esperar con el consumo de la hierba, échense ese trompo al uña. Por lo pronto estimados lectores, señores padres de familia, pásenla bien.