Local
Gestiones de Fomento Económico de NCG

Buscan que regrese oficina de Profeco

Con la apertura del SARE y más de 2 mil 500 empresas, se requiere este órgano controlador que se fue hace más de 10 años

Víctor Hugo Valdovinos/El Diario

lunes, 20 junio 2022 | 15:13

Víctor Hugo Valdovinos/ El Diario

Nuevo Casas Grandes.- Con la activación del nuevo módulo Sistema de Apertura Rápida de Empresas (SARE) y una lista de más de 2 mil 500 empresas micro y medianas en la ciudad, ahora el Gobierno Municipal requiere en Nuevo Casas Grandes el regreso de una oficina de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeso), que hace más de 10 años dejó de operar aquí.

Hasta el momento, el Gobierno Municipal a través de su oficina de Fomento Económico ha estado gestionando el impulso de las empresas, apoyando tanto la inversión como el apoyo de créditos, asesoramientos, trámites subsidiados y la oficina SARE para la creación de empresas en menos de 72 horas.

Sin embargo, ese “boom” en el desarrollo de empresas necesita un equilibrio como lo es la regulación de las prácticas comerciales que no caigan en abusos y hasta prácticas de competencia desleal, por ello, se está en gestiones para traer de nueva cuenta una oficina de la Profeco a Nuevo Casas Grandes, confirmó en entrevista a El Diario el Director Municipal de Fomento Económico, Mauricio Prieto López.

El funcionario municipal indicó que podría haber algo de reticencia de parte de los comerciantes en la ciudad, pero si ellos saben que se encuentran trabajando dentro de las normas legales no deben tener ninguna preocupación pues ante todo, las prácticas deshonestas de un establecimiento pueden echar a perder el prestigio de los demás negocios en ese mismo ramo.

Aunque se reservó los detalles de la negociación, Mauricio Prieto López indicó que ya se está en pláticas para poder traer a la ciudad una oficina de la Profeco, que será de beneficio para todos y un buen indicador de confianza sobre la economía que ampara al municipio, sobre todo porque las pequeñas y medianas empresas, representan el 20 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) de Nuevo Casas Grandes.

Cabe señalar que la Procuraduría Federal del Consumidor tiene como función principal promover y proteger los derechos e intereses del consumidor, así como procurar equidad y seguridad jurídica en las relaciones entre proveedores y consumidores, pero contrario a lo que muchos piensan, no es un órgano sancionador del comerciante, sino que en su proceso, la Profeco interviene como mediador o conciliador, buscando la mejor manera de llegar a un acuerdo que deje satisfechas a las partes y en el que se respeten los derechos del consumidor.

Cabe señalar que durante la pandemia, aunque muchos comercios respetaron las medidas sanitarias de restricción, muchos otros no sólo trataron de estar burlando la ley como Elektra y Coppel que tuvieron que ser sancionadas y clausuradas, sino que otros negocios hasta aprovecharon para inflar sus precios sin ninguna justificación válida, condicionando a los clientes la venta de algún producto ya sea por el efecto de las ventas de pánico o por el simple hecho de ser proveedores minoritarios, siendo en esos casos cuando se hace necesaria la actuación de un ente constituido jurídicamente para intervenir como lo es la Profeco.

(Víctor Hugo Valdovinos/ El Diario)

vvaldovinos@ncg.diario.com.mx