Estado

Albergues para migrantes, al 90% de su capacidad

Preocupa la falta de espacios para recibirlos aquí a 17 días del final del Título 42

Carlos Sánchez / El Diario de Juárez / Mujeres y niños se alojan en El Buen Samaritano
Carlos Sánchez / El Diario de Juárez / Huyen de la violencia en sus lugares de origen

Hérika Martínez Prado / El Diario de Juárez

viernes, 06 mayo 2022 | 10:15

Ciudad Juárez.- A 17 días del final del Título 42, anunciado para el próximo 23 de mayo, los albergues para migrantes en Ciudad Juárez se encuentran al 90 por ciento de su capacidad, informó ayer el coordinador del Consejo Estatal de Población (Coespo), Enrique Valenzuela.

El Título 42 es una orden de salud pública de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) impulsada por el expresidente Donald Trump, a través de la cual, desde el 20 de marzo de 2020, Estados Unidos ha expulsado a más de un millón 833 mil 824 personas de manera exprés, más de 263 mil 736 de ellas a través del Sector El Paso.

El argumento para su aplicación es que las personas migrantes representan un riesgo para la propagación del Covid-19 entre la población estadounidense, por lo que son devueltas a México o a sus países de origen de manera exprés y sin un procedimiento migratorio. 

De acuerdo con el coordinador de Coespo, el aumento en la ocupación de los espacios de acogida se debe al arribo de más personas a la ciudad en los últimos días y a que migrantes de origen haitiano que vivían en casas de renta han comenzado a pedir albergue. 

“Hay personas a las que se les han agotado los recursos y necesitan un lugar en donde se les reciba. Y las capacidades que se habían mantenido en promedio en un 80 por ciento de ocupación, ya podemos decir que están a un 90 por ciento de ocupación, y nos preocupa y nos ocupa ir identificando soluciones y opciones para las personas que no tienen un lugar en dónde quedarse”, informó al destacar el trabajo con la sociedad civil. 

Actualmente, esta frontera cuenta con más de 25 espacios, de los que 21 pertenecen a la Red de Albergues, además de la Casa del Migrante, el Centro Integrador para el Migrante Leona Vicario, el hotel filtro y el Gimnasio Municipal “Kiki” Romero, donde actualmente se encuentran alojadas más de 2 mil 800 personas. 

Se trata de oriundos de diversas nacionalidades, aproximadamente el 30 por ciento de ellos de origen mexicano, y el resto de países como Honduras, Guatemala y Haití, informó Valenzuela. 

“Ya tenemos mucha gente”, dijo ayer Ivonne López de Lara, coordinadora del Centro de Derechos Humanos de la Casa del Migrante de Ciudad Juárez, donde cuentan con una capacidad para cerca de 420 personas y ayer tenían alojadas ya a 398, por lo que les están dando prioridad a las familias. 

El pasado 1 de abril, los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) informaron que, en acuerdo con el Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sus siglas en inglés), se tomó la decisión de suspender la vigencia del Título 42 a partir del próximo 23 de mayo, por lo cual, todas las personas migrantes detenidas deberán ser procesadas bajo el Título 8, lo que significa que serán sometidas a un proceso migratorio. 

Sin embargo, el pasado 27 de abril el juez federal de Luisiana, Robert Summerhays, determinó que el Gobierno de Biden debe suspender inmediatamente y durante 14 días sus preparativos para levantar esa polémica norma migratoria, que iba a acabarse el próximo 23 de mayo.

El juez programó una audiencia el 13 de mayo para escuchar los argumentos sobre la suspensión o continuidad del Título 42. No obstante, las autoridades locales prevén un mayor aumento de personas que arriben a la frontera en los próximos días. 

“Vengo de Haití y estoy buscando en dónde quedarme, porque estoy en un lugar donde me cobran”, narró Samuel, de 29 años de edad, quien acudió al CAIM en busca de apoyo humanitario. 

Él salió de su país en 2015 con su tío y su primo, con quienes hace cuatro meses llegó a Ciudad Juárez, donde lo más complicado ha sido encontrar trabajo, por lo que aseguró que los tres necesitan de un albergue. 

Dijo que en Haití trabajaba vendiendo fruta picada, y en Juárez busca trabajo en lo que sea, “menos que sea de delincuencia”, por lo que también llevó del Servicio Nacional de Empleo (SNE) una solicitud de trabajo. 

“Mi objetivo es llegar a un lugar en donde pueda estar con seguridad, porque en mi país no se cuenta con seguridad en este momento. Si me dan la oportunidad de cruzar a Estados Unidos lo haré, si no se da la oportunidad me quedaré en Juárez, pero tendré que tener un lugar en dónde quedarme”, apuntó. 

En cifras

2 mil 800 personas se alojan en el Gimnasio Municipal “Kiki” Romero

30 por ciento son de origen mexicano