El Paso

Pagarán paseños más impuesto de propiedad

Pese a que la Ciudad bajó su tasa fiscal, aumentó el precio de las casas

El Paso Matters / El museo ‘La Nube’, en construcción

Elida S. Pérez/El Paso Matters

miércoles, 03 agosto 2022 | 06:00

Es posible que los propietarios de viviendas de El Paso no vean un aumento tan grande en la parte de su factura de impuestos a la propiedad como se proyectó, después de que el Concejo municipal aprobó la reducción de la tasa impositiva propuesta para el próximo año.

El lunes, el Cabildo votó 7 a 1 para aprobar la introducción de una ordenanza para establecer la nueva tasa de impuestos a la propiedad en 86 centavos por cada 100 dólares en la valoración de la propiedad, 4.49 centavos menos que lo que se planteó inicialmente en julio. El regidor Peter Svarzbein votó en contra del artículo.

Svarzbein no pudo ser contactado de inmediato para hacer comentarios.

“Creemos que esta desgravación fiscal ayudará a nuestros contribuyentes y continuará nuestros esfuerzos para recuperarnos por completo como comunidad”, dijo el administrador de la Ciudad, Tommy González, sobre los desafíos económicos a causa de la pandemia en un comunicado de prensa emitido el lunes.

A pesar de la tasa impositiva reducida, la parte de la factura de impuestos de la Ciudad sobre una casa de valor promedio, tasada en $167 mil, aumentaría en alrededor de 83 dólares. Eso se debe a que la caída en la tasa impositiva no compensa el fuerte aumento en el valor de las viviendas.

Una audiencia pública se llevará a cabo el 16 de agosto, antes de que el Cabildo adopte el presupuesto y la tasa impositiva en su reunión del día 23 de este mes.

La reducción de la tasa impositiva propuesta se produce después de que algunos representantes de la Ciudad ordenaron a González que redujera la iniciativa inicial de 90 centavos, ligeramente más baja que la tasa del año anterior. Bajo esa tasa propuesta, el valor promedio de una vivienda habría pagado alrededor de $150 más en impuestos municipales.

La tasa impositiva propuesta inicialmente habría aumentado la factura del impuesto a la propiedad de la ciudad del propietario promedio en aproximadamente un 16 por ciento.

Los funcionarios de la Ciudad emitieron un comunicado de prensa después de la votación del lunes que se jacta de que la tasa impositiva propuesta reducida es la “mayor reducción de la tasa impositiva en más de 35 años”. Esa afirmación engaña al público porque la tasa revisada no se traduce en facturas de impuestos a la propiedad más bajas.

Durante la reunión del lunes, la regidora Claudia Rodríguez le preguntó a González cómo podía explicarles a los electores por qué las facturas de impuestos municipales siguen aumentando cuando el Gobierno local reportó un superávit de alrededor de $22 millones que se destinarán a las reservas del fondo general que se está construyendo para emergencias.

“Sobre el punto de pagar más, si los valores (de la propiedad) suben, sí, terminan pagando más”, dijo González. “Cuando los valores no suben, como todos esos años en los que no subieron en absoluto o muy poco, tampoco pagan por eso y aun así reciben el servicio”.

La Ciudad ha sido el principal impulsor del aumento de las facturas de impuestos a la propiedad desde 2012, lo que representa de la mitad a casi dos tercios del aumento total de impuestos para viviendas de valor promedio, según el distrito escolar en el que se encuentra la vivienda, muestra un análisis de El Paso Matters.

El director financiero, Robert Cortinas, dijo el lunes que el presupuesto que se desarrolló para el próximo año tomó en consideración las solicitudes del Cabildo para reducir el impacto en los propietarios mientras se brindan servicios a la comunidad.

Cortinas dijo que el presupuesto incluye fondos para la finalización de proyectos de bonos exclusivos aprobados por los votantes en el Bono de Calidad de Vida de 2012, incluido el museo infantil La Nube y el Centro Cultural Mexicoamericano.

El presupuesto también financiará proyectos de calles e iniciativas de seguridad pública, como aumentar la dotación de personal mediante la adición de dos academias de Policía y Bomberos, financiamiento continuo para la intervención de crisis del Departamento de Policía y equipo de tecnología de la información y apoyo de equipos de personal para el programa de cámaras corporales de la Policía.

Cortinas dijo que la Ciudad está siendo agresiva en el próximo presupuesto con la compensación de los empleados para seguir siendo competitiva en el tenso mercado laboral. Esos cambios incluyen aumentar el salario mínimo a $11.86 por hora a partir de mayo de 2023 y proporcionar estímulos únicos de $175 o $250 según las calificaciones de evaluación de desempeño anual.

La Ciudad también aumentará el pago por tiempo de servicio para los empleados a largo plazo por cada cinco años de servicio y continuará ofreciendo bonos de contratación de mil dólares como incentivo.

Cortinas dijo que la Ciudad está considerando qué costos deben abordarse en el próximo año fiscal, al tiempo que se prepara para los costos futuros que puedan surgir.

“Estas son cosas en las que debemos continuar enfocándonos para asegurarnos de que estamos configurando la Ciudad a largo plazo y no tomando decisiones hoy que tendrán una consecuencia negativa en los años futuros”, dijo Cortinas.