El Paso

Encuentran cadáver de migrante en desierto de Nuevo México

Familiares piden ayuda de la comunidad para recaudar fondos y pagar gastos funerarios

Cortesía / Franklin David Guamán Vázquez

De la Redacción / El Diario de El Paso

miércoles, 03 agosto 2022 | 06:00

Franklin David Guamán Vázquez, de 26 años de edad, salió de Ecuador en busca de una mejor vida en Estados Unidos, por lo que llegó a Ciudad Juárez como parte de un grupo de migrantes que cruzó el muro fronterizo, pero fueron detectados por la Patrulla Fronteriza (BP) y en su intento de escapar él se perdió en el desierto de Nuevo México, en donde semanas después fue encontrado sin vida. 

“Salió corriendo y se alejó demasiado del resto del grupo, estuvo tres días solo, perdido en el desierto, nos enviaba mensajes de audio diciendo que ya no avanzaba, que estaba muy cansado, luego del tercer día, se le terminó la batería de su celular y ya no supimos nunca nada más de él”, narró uno de sus familiares a través de la organización legal 1800migrante.com.

Franklin salió ilusionado de Ecuador, pensado que llegaría hasta Nueva York donde viven sus tíos, “ese era plan, pero el destino le tenía marcado otro camino, uno que lleno de dolor y lágrimas a esta familia de migrantes”, señaló la organización que se encuentra en NY.

Según datos de la Patrulla Fronteriza del Sector El Paso, durante el año fiscal 2022, el cual comenzó el 1 de octubre de 2021, suman al menos 56 migrantes muertos, y más de 404 que han logrado ser rescatados cuando su vida estaba en riesgo tras cruzar a Estados Unidos. 

El 11 de junio a las 10:00 de la noche fue la última vez que Franklin logró comunicarse con su familia. Él vivía en la comunidad de Sucúa, en la provincia de Morona Santiago, Ecuador, en donde trabajaba como mecánico, pero “quería mejores oportunidades, su padre Rubén, había emigrado hace 21 años cuando él era todavía un niño; tiene tíos y primos en Estados Unidos. “Migrar siempre fue una opción para él y para muchos en este cantón que tiene un alto índice migratorio”, destacó 1800migrante.com.

 Debido a que México ya les exige una visa a los ecuatorianos, Franklin tomó la nueva ruta migratoria, por Nicaragua, cruzó Centroamérica y llegó hasta Ciudad Juárez, pero cuando cruzó la frontera y fueron encontrados todos los integrantes del grupo salieron corriendo y se dispersaron.

 Tras el hallazgo de su cuerpo, para poder recibir los restos, su familia debe elegir procesos: uno público; en donde el Estado se encarga de repatriar los restos y ellos pagan por los gastos, y otro privado; en donde los familiares se hacen cargo de todos los gastos.

 “Una repatriación no es barata, cuesta entre 8 mil a 10 mil dólares cuando se puede hacer y el cuerpo está en condiciones de ser transportado, pero en el caso de Franklin, sus restos se encontraron en estado de desgaste, llevaba varias semanas a la intemperie, en esos casos las autoridades exigen que sean cremados, el costo puede ser de hasta 4 mil dólares para que reciban las cenizas”, se le informó a la familia.

 Los familiares esperan la ayuda del Estado ecuatoriano para que se hagan cargo de la repatriación, pero también realizan venta de comida en Ecuador y Estados Unidos para recolectar fondos y pagar los gastos funerarios, por lo que pidieron el apoyo de la comunidad a través de la página https://www.gofundme.com/f/ayuda- social-para-mi-sobrino?utm_source=facebook&utm_medium=social&utm_campaign=p_cp+share-sheet

Otros casos

Actualmente, de acuerdo con la organización, existen al menos ocho migrantes ecuatorianos más desaparecidos en Ciudad Juárez o sus alrededores: Cristian Lupercio, de 21 años de edad; Evelin Quichimbo, de 24; Johanna Maribel Tapia, de 33 años; Gonzalo Oswaldo Sarmiento Veintimilla, de 45; Carlos Eduardo López Quinapanta, de 35; Andrés Marqués, un hombre trans, cuyo nombre oficial es Lizeth Yolanda Topón Huiracocha, de 20 años de edad; Claudio Ramón, de 36 y José Luis Palate, de 42 años.