Deportes

Armando Martis Trejo: un bat muy respetado

.

Jaime Porras

jueves, 11 junio 2020 | 16:32

Nuevo Casas Grandes.-Armando Martis Trejo, nacido el día 6 de febrero de 1961, inicia su carrera deportiva dentro del beisbol organizado en 1976 en la ciudad de Phoenix, Arizona, jugando en encuentros escolares dentro de la categoría “Junior High” y posteriormente dado su desempeño en la categoría High School hasta el año de 1977.

   Al siguiente año regresa a Nuevo Casas Grandes y debuta directamente en Primera Fuerza a la edad de 17 años con el legendario equipo “Piratas” de los hermanos Rodríguez.

 En esa ocasión, siendo novato, no es invitado a formar parte de la selección Faraones de la 5ª  Zona para el Campeonato Estatal; sin embargo, es entrevistado por Beto Palafox, buscador de los indios de CIiudad. Juárez de la Liga Mexicana quien lo invita a probar suerte como pelotero profesional con dicha organización, pero declina la invitación a la vez que la agradece.

   En el año de 1979 continua con el equipo Piratas con el cual permanece hasta 1986 mientras que de 1987 a 1989 participa con el equipo de “Taller Corea” mientras que en el 1990 con el equipo de “La Mansión” en 1991 con Cardenales, en 1992 con “Los Rábanos” y en 1993 con” Los Cafeteros.

CAMPEÓN CON LOS FARAONES EN SUS ÚNICOS 2 TÍTULOS DEL EQUIPO

    “A lo largo de esos 15 años de 1979 a 1993 formó parte del equipo Faraones de la 5ª Zona de Nuevo Casas Grandes, lo cual siempre fue su sueño de adolescente, a excepción del año 1992 en que no fue nominado, no por falta de méritos sino por aquella polémica e insólita decisión de no permitir peloteros con 26 años de edad o más, en los Campeonatos Estatales”.

   En los Campeonatos Regionales, logró 4 campeonatos de bateo, 5 campeonatos de home runes, y en dos de esas ocasiones, logro la doble corona.

   El 82 fue uno de los mejores de su carrera gracias a su desempeño en una serie ante el equipo de Cuauhtémoc, cuando fue galardonado como el jugador del mes del Campeonato Estatal.

   En total participó en 16 estatales consecutivamente vistiendo la franela faraona y de todo lo anterior, son testigos los aficionados y prueba de  todo ello los trofeos que guarda en un lugar muy especial de su casa, sus álbumes fotográficos, y recortes de la prensa quienes siempre lo reconocieron como un beisbolista de calidad indiscutible de entrega por  su uniforme y de enorme voluntad.

   Por todos sus logros obtenidos a  lo largo de su carrera de haber sido orgullosamente “Faraón” en el año de 1994 el campeonato Regional de beisbol  en Nuevo Casas Grandes llevó su nombre y merecidamente, se le otorgó en vida un homenaje a su trayectoria deportiva que jamás olvidará.